mandalas-para-los-7-chakras

La utilización de mandalas para expansión de los chakras se remonta a la antigüedad. Los mandalas con los colores de nuestros centros energéticos son especiales para activar las capacidades de cada uno de los chakras e incrementar la captación de energía positiva en equilibrio.

Mandala es una palabra en idioma hindú que quiere decir: Círculo Concéntrico de Energía. Su uso se remonta desde los tiempos antiguos. Hay grabados en las pirámides egipcias donde muestra que utilizaban la fuerza de los mandalas para su concentración, activación de la energía positiva, energetización del lugar, meditación profunda para elevar el nivel de conciencia, expandir la capacidad de la mente y la memoria, etc.

Más detalles en http://www.clarividentes.net

 

Los impulsos

 

El mandala trabaja enviando impulsos a la mente interna, en forma similar a como lo que hoy se conoce como publicidad subliminal. Tiene un mensaje oculto, pero llega a los receptores del cerebro en donde se procesa y se obtiene una reacción. Los mandalas tienen usos muy prácticos, porque se puede energetizar desde un vaso de agua, una taza de café, un plato de comida.

Según la tradición, cada uno de los chakras está a cargo de ciertos órganos de nuestro cuerpo físico, por lo que también pueden enviar estímulos para equilibrar y balancear el funcionamiento de alguna de las áreas especificas, siendo una herramienta auxiliar para fomentar la salud. Podemos llevar con nosotros los mandalas a cualquier lugar donde nos encontremos y queramos enviar estimulo positivo para algún fin especifico. El tiempo ideal para visualizarlos es de 10 minutos.